Conecta con tus alumnos…

Una de las preguntas más frecuentes que se hacen los maestros cuando detectan en sus aulas a un alumno de altas capacidades es “¿y ahora qué?”. Desde luego, no existen recetas mágicas, ni manuales de instrucciones…Educar y enseñar a estos alumnos al igual que al resto del alumnos es un arte en el que creatividad, imaginación, sensibilidad, intuición, innovación, etc., son decisivos para lograr experiencias únicas de aprendizaje.

¿Qué puedes hacer?:

Conecta con tu alumno

Observa sus intereses

Nutre sus inquietudes

Experimenta con las metodologías

Crea nuevos retos

Transforma tu enseñanza

Atiende sus necesidades

Aunque iré desarrollando, y aportando recursos para cada uno de estos apartados en las próximas entradas del blog, vamos a ir empezando con alguna sugerencia.

Lo primero que un buen maestro debe hacer es conectar con su alumno. Una buena conexión nos ayudará a conocerle, a que se abra y nos deje acompañarle en la difícil pero apasionante tarea de desarrollar su potencial.

Algo muy sencillo que podemos hacer al inicio de curso es entregarles un cuestionario para que podamos recoger cuáles son sus intereses. Lo ideal es que no solo lo rellenen sino que mantengamos con ellos una pequeña charla dónde puedan expresar cualquier aclaración, duda, etc.. Estos cuestionarios serán la base de nuestra programación, nos dará muchas pistas de áreas a enriquecer, proyectos a desarrollar, actividades en las que hacerles más partícipes…

Aquí os dejamos un ejemplo:

si yo fuese director

Preguntas sin respuesta que fomentan la curiosidad

En las escuelas de hoy en día, seguimos empeñados en seguir pidiendo a nuestros niños y jóvenes que busquen respuestas a preguntas y problemas que les planteamos. Pero, ¿qué ocurre con aquellas preguntas que no tienen respuesta?. Aquellas preguntas que muchos nos hemos hecho alguna vez, aquellas que forman parte de la curiosidad cotidiana de los niños y jóvenes de altas capacidades, pero que por desgracia no fomentamos en ellos, ni las aprovechamos para desarrollar su capacidad de reflexión, de investigación, de motivción , y de ilusión por el aprendizaje de nuevos conocimientos. Son preguntas que incluso les ayudan a dejar volar su imaginación, y desplegar toda su creatividad.

Os dejo un video de Chris Anderson, “Preguntas a las que nadie sabe responder” de la plataforma TED-Ed, seguro resultará interesante para muchos de vuestros hijos o alumnos.

¿Qué opinas sobre la aceleración?

IMG_0362

Desde aquí me gustaría pediros que expresarais vuestra opinión al respecto, y aunque cada niño es muy diferente, vuestras historias pueden aportar algo de luz y alivio a otros padres como vosotros. En concreto, queremos conocer lo que pensáis sobre el salto de curso, cómo muchos sabréis es un tipo de aceleración (aunque no el único) muy utilizada en nuestro país.

Aunque he hecho referencia específica a padres y familias, no quiero dejar de lado la opinión de maestros, orientadores u otros profesionales que trabajen con niños de altas capacidades y que también puedan contar sus experiencias.
Muchas gracias de antemano a todos por vuestra colaboración.

Aprovecho para desearos una Feliz Navidad y un próspero Año Nuevo 2015!!

Reflexionemos sobre nuestro sistema educativo

TRANSCRIPCIÓN

Enseño, o sea que aprendes ¿no? Este es un vídeo sobre las cambiantes expectativas de nuestros estudiantes Las cosas han cambiado a nuestro alrededor Ya no vivimos de la forma en que solíamos hacerlo y sin embargo, enseñamos de la forma que solíamos enseñar, la forma en que fuimos enseñados La forma en que entendemos enseñar y aprender puede que esté desfasada Puede que nos encontremos atrapados en formas de hacer del pasado Aunque la antigua forma de hacer las cosas pueda aparecer como segura y de confianza y hasta romántica quizás las nuevas ofrezcan una alternativa mejor Piensa en esto un momento Así era la escritura de Dickens cuando escribía Nicholas Nickleby Si pedimos a los estudiantes que lean Nicholas Nickleby hoy, lo leerán así así que ¿cómo es que aún muchos de nosotros esperamos que nuestros estudiantes produzcan trabajos como éste? pero no así? ¿no tendría más sentido de esta forma? Puede que sea el momento de reflexionar sobre la forma en la que enseñamos Pero, ¿por qué? Después de todo, los estudiantes de hoy no son tan diferentes de los de hace veinte años No son una especie diferente, pero experimentan el mundo de forma diferente Piénsalo un segundo Cuando llegabas a casa de la escuela encendíamos la TV que nos proporcionaba información limitada y no demasiada variedad En contraste, nuestros estudiantes llegan a casa y encienden el ordenador que les da información ilimitada, acceso las 24 horas a lo que quieren cuando lo quieren y cada vez más donde quieran ellos Sin embargo, nuestros estudiantes tienen los mismos intereses que teníamos cuando éramos jóvenes cuidan sus amistades y les encanta socializar La diferencia es que disponen de herramientas diferentes ya no se comunican así ahora se comunican así, así y así de hecho, en la mejora de la comunicación con nuestros estudiantes puede estar la clave para mejorar su educación Va siendo hora de que comencemos a escuchar Tenemos que enseñarles con las herramientas que necesitan para la vida ahora y para la vida en el futuro Tenemos que pasarles las habilidades relevantes, las que necesitan para la vida Por nosotros mismos, como profesores, deberíamos dejar de resistirnos al cambio si no, nos arriesgamos a que nos dejen atrás y nos convirtamos en obsoletos si queremos cumplir las expectativas de nuestros estudiantes si queremos atraerlos e inspirarlos si queremos seguir siendo relevantes para ellos y si queremos que ellos aprendan de nosotros entonces puede que tengamos que empezar a aprender de ellos.

Reflexionando sobre la identificación de alumnos con altas capacidades

pablito

“Si queremos encontrarlos debemos mirar más de cerca, y en profundidad”

Para poder ofrecer una respuesta educativa de calidad a nuestros niños y jóvenes de altas capacidades, primero debemos ser capaces de identificarlos. Es necesario que contemos con un sistema de evaluación de calidad, que nos permita detectar al máximo número posible, sin discriminar, ni ignorar a nadie. Por ello, me ha parecido oportuno aportar algunas cuestiones sobre las que deberiamos reflexionar, y que en mi opinion padres, profesores, y profesionales de la educación deben tener muy en cuenta:

1. Puntuaciones elevadas en “screenings” colectivos, pueden ser un indicativo de altas capacidades, sin embargo, no ser identificados en este tipo de pruebas, no elimina la posibilidad de que el alumno posea altas capacidades (por desgracia en estas pruebas colectivas perdemos a muchos talentos y alumnos de altas capacidades, a los que podemos recuperar mediante nominaciones de padres y profesores, para que accedan a una evaluación individualizada).

2. Obtener puntuaciones elevadas en tests individuales de inteligencia (CI por encima de 130) es indicativo de altas capacidades. No obstante, obtener puntuaciones en los test de inteligencia por debajo de los puntos de corte, establecidos por algunos organismos públicos o privados (CI por debajo de 130) NO descarta la posibilidad de que el alumno posea altas capacidades o talentos.

3. Los tests de inteligencia nos ayudan a identificar alumnos con altas capacidades, pero no deben NUNCA ser la única herramienta utilizada con dicha finalidad. Lo ideal, es contar con información sobre al menos cuatro bloques principales que nos ayuden a valorar mejor al alumno (no tienen que cumplirse los cuatro):

  • Capacidad Intelectual (percentiles 95 o por encima en tests cognitivos).
  • Rendimiento (percentiles 95 o por encima en pruebas o tests estandarizados de rendimiento académico).
  • Historia/Características/Comportamiento (observaciones de comportamientos avanzados o superiores asi como elevada motivación y creatividad (medida a través de escalas, cuestionarios, inventarios o tests).
  • Muestra de su capacidad (por ejemplo: material recogido en porfolios que muestren un nivel avanzado en sus producciones, concursos, campeonatos, etc).

4. SIEMPRE contemplar la posibilidad de una doble excepcionalidad, en cuyo caso las altas capacidades podrían estarse viendo enmascaradas por alguna dificultad asociada(dislexia, TDAH, TDA, Asperger, déficits visuales, etc…) o viceversa, las altas capacidades no dejan ver una problemática de fondo.

5. De igual forma que contemplamos la doble excepcionalidad, debemos tener cuidado con los diagnósticos equivocados. Un correcto diagnóstico no es algo simple, en el caso por ejemplo de TDAH (Trastorno por Déficit de Atención con Hiperacividad), el diagnóstico se basa en las características y comportamiento del alumno, información que se recopila de padres, profesores, y de observaciones directas. El problema es que las características del TDAH, pueden ser fácilmente confundidas con las “sobreexcitabilidades” psicológicas observadas en muchos niños y jóvenes de altas capacidades. Es fundamental que padres, profesores y orientadores (estos deben informar y formar a los padres y profesores) trabajen en equipo, para diferenciar bien el tipo de conducta observada en el alumno.

6. Población de riesgo. Existen alumnos que cuentan con menores posibilidades de ser identificados si no se tienen en cuentan sus circunstancias particulares socioeconómicas, culturales, lingüísticas, etc.

7. Las “Sobreexcitabilidades” de Dabroski * podrían servirnos como identificadores de altas capacidades. De hecho, es algo que se está empezando a contemplar.
* Breve descripción sobre el concepto de Sobreexcitabilidad de Dabroski.